Premios BiC

La cifra de contagios ascienda ya a los 5.469

El número de muertos por el nuevo coronavirus en China (2019-nCoV) ha ascendido a 131, donde los casos alcanzan ya los 5.496, más que los registrados durante el brote de SARS en 2003, según el último balance difundido por las autoridades sanitarias del gigante asiático.

El diario local South China Morning Post ha indicado que este miércoles se han confirmado otros 840 casos nuevos en la provincia de Hubei, donde se encuentra Wuhan, epicentro del brote. En esta zona han fallecido por el momento 125 personas, mientras que otras seis han muerto en otras provincias chinas.

Cerca de 3.300 personas han sido hospitalizadas en la provincia de Hubei y unas 20.000 se encuentran en observación. Tal y como han señalado las autoridades, la mayoría de los fallecidos son mayores de 60 años y padecían previamente otras enfermedades.

El virus de Wuhan ya llegado también a Emiratos Árabes Unidos. Así ha informado la agencia de noticias oficial emiratí, WAM, aunque el Ministerio de Salud de Emiratos Árabes Unidos no ha proporcionado detalles sobre el número de casos diagnosticados. Asimismo, ha comunicado que la condición de los afectados es “estable” y que, actualmente, se encuentran bajo observación médica.

Por su parte, Alemania ha confirmado otros tres casos del coronavirus en el estado federado de Baviera, en el sureste del país, según ha informado el Ministerio de Sanidad.

Los afectados, todos ellos trabajadores de la empresa Webasto, que suministra piezas de automóviles y tiene su sede en Stockdorf, están relacionados con el hombre de 33 años que se contagió de una compañera de origen chino durante un curso de capacitación de la empresa en la citada ciudad.

Se trata del primer caso en Europa en el que la infección se produjo fuera de China. Los tres pacientes se encuentran a su vez aislados en un hospital de la localidad de Múnich, donde reciben tratamiento.

El virus ha llegado también a otras partes del mundo. Las autoridades de Francia confirmaron el viernes sus primeros tres casos del nuevo coronavirus, el primero registrado en Europa. El Gobierno estadounidense, por su parte, confirmó que hay un segundo paciente infectado en el país.

Se tiene constancia también de dos casos en Corea del Sur y otros dos en Japón y Vietnam. Por su parte, los casos en Hong Kong han aumentado a ocho y los de Macao a siete. En Singapur se ha registrado uno, mientras que en Taiwán cinco. Además, en Tailandia se han registrado tres casos, pero dos de ellos ya se han curado, el mismo número que en Malasia, a los que se suma un caso en Australia y otro en Canadá.

En España, todos los casos analizados hasta el momento han sido descartados. Sanidad está actuando en coordinación con el resto de países de la Unión Europea y las autoridades sanitarias de las comunidades autónomas. El Centro de Prevención y Control de Enfermedades Europeo (ECDC) ha creado una página web específica con información sobre el coronavirus actualizada, accesible en: www.ecdc.europa.eu/en/novel-coronavirus-china

Cronología del virus

El 31 de diciembre de 2019 la sede que la Organización Mundial de la Salud (OMS) tiene en China recibió el aviso de varios casos de neumonía de etiología desconocida detectados en la ciudad de Wuhan, provincia de Hubei. Siete días más tarde, las autoridades Chinas identificaron una nueva cepa de coronavirus (2019-nCoV) como el responsable de estas infecciones. ¿Estamos ante la próxima pandemia?

“Mucha prudencia”, explica José Ramón Arribas, portavoz designado por la Sociedad Española de Enfermedades Infecciosas y Microbiología Clínica (SEMI) para hablar sobre este virus. “No se puede decir aún ni qué mortalidad tiene, ni cuál es mecanismo de acción, ni cuál es el animal que lo ha producido. Hay mucha incertidumbre. Lo que si se ha podido confirmar es que se trasmite de persona a persona”, resalta el infectólogo. La OMS comunicó que el patógeno se puede trasmitir de persona a persona a través de las gotitas de flugge (saliva y mucosidad) hasta un metro de distancia.

Por otro lado, todavía no sé sabe dónde pudo originarse el virus pero las primeras sospechas apuntan a un mercado de animales vivos de Wuhan. “Hay que recalcar que los países están mucho mejor preparados porque este brote se produce después de crisis sanitarias muy importantes. Además es buena noticia que el virus se haya identificado en una semana y se haya podido establecer un método diagnóstico”, añade el experto.

El nuevo coronavirus pertenece a la misma familia del síndrome respiratorio de Oriente Medio (MERS-CoV) y del síndrome respiratorio agudo severo (SARS-CoV). “El SARS apareció de forma parecida pero se tardó mucho tiempo en compartir la información y acabó afectando a muchos países. Asimismo, recuerda también en algunos aspectos al MERS que está confinado a los países que tienen camellos como Arabia Saudita donde aún continua en activo”, resalta el especialista.

Secuenciación del virus

El informe difundido por la OMS ha revelado que el agente etiológico responsable del brote de neumonía en Wuhan ha sido identificado como un nuevo betacoronavirus. El hallazgo ha sido posible gracias a técnicas de secuenciación máxima (NGS) de virus cultivados o muestras analizadas de varios pacientes afectados.

Las pruebas del microscopio electrónico revelaron un virus con una morfología de corona característica: un coronavirus. Este tipo de virus son zoonóticos, lo que significa que se transmiten entre animales y personas. Las investigaciones anteriores encontraron que el SARS-CoV se transmitió de gatos de civeta a humanos y el MERS-CoV de camellos y dromedarios a humanos. Varios coronavirus conocidos circulan en animales que aún no han infectado a los humanos.

SÍNTOMAS Y RECOMENDACIONES

El 10 de enero la OMS publicó una serie de directrices provisionales para todos los países sobre cómo pueden prepararse para este virus. Las recomendaciones incluían la forma de controlar a los pacientes, análisis de muestras, tratamiento, control de la infección en centros de salud, garantizar los suministros adecuados y comunicarse con el público sobre las novedades respecto a este nuevo virus. Los signos y síntomas clínicos informados son principalmente fiebre, dificultad para respirar e infiltrados neumónicos invasivos en ambos pulmones observados a través radiografías de tórax

En los casos más graves, la infección puede causar neumonía, síndrome respiratorio agudo severo, insuficiencia renal e incluso la muerte.

Las recomendaciones estándar para prevenir la propagación de la infección incluyen lavarse las manos regularmente, cubrirse la boca y la nariz al toser y estornudar, cocinar bien la carne y los huevos y evitar el contacto cercano con cualquier persona que presente síntomas de enfermedades respiratorias, como tos y estornudos.