Premios BiC

Los primeros resultados del estudio AIRE (Análisis perceptivo de los inhaladores reciclados) han puesto de manifiesto la necesidad de mejorar la información sanitaria transmitida a los enfermos respiratorios crónicos sobre la eliminación de los envases de los dispositivos inhaladores. Se trata de un estudio promovido por la Sociedad Española de Farmacia Familiar y Comunitaria (Sefac) y la Sociedad Española de Médicos de Atención Primaria (Semergen).

Este trabajo es un estudio descriptivo y multicéntrico. El objetivo era describir la opinión, conocimientos y actitudes sobre el uso, desecho y reciclado de los dispositivos de inhalación por parte de sus usuarios. Para ello, se diseñó una encuesta recogiendo dicha información. En la iniciativa participación de 22 farmacias comunitarias de la Comunidad de Madrid que incluyeron un total de 303 pacientes con asma y EPOC.

En cuanto a los resultados se observó que, respecto a lugar de retirada de los inhaladores usados, un 42,9 por ciento de sus usuarios los desechaba en el punto SIGRE de la farmacia, algo menos de un tercio (30 por ciento) los eliminaba en el contenedor amarillo de plásticos, y casi una cuarta parte (24 por ciento) en contenedor de residuos orgánicos.

Además, hasta un 68 por ciento de los encuestados refería no haber sido nunca informado sobre el lugar de desecho de los inhaladores, habiendo sido el 24,4 por ciento informados por el farmacéutico y apenas un uno por ciento por el médico.


También te puede interesar: