Premios BiC 2020

La Asociación Española de Pediatría de Atención Primaria (AEPap) propone establecer circuitos diferenciados con franjas horarias y atención telefónica en los centros de salud. Estas son algunas de las iniciativas que tienen cabida en un documento que ha elaborado la asociación. Estas iniciativas responden para afrontar la COVID-19 en las consultas en los centros de salud en los meses de otoño-invierno.

El documento, que va dirigido a las administraciones y gestores sanitarios, se basa en tres premisas. La primera de ellas se corresponde a la adecuada atención a los niños enfermos por sospecha de infección por COVID-19, optimizando los recursos disponibles. Asimismo, la segunda se refiere también a niños, en este caso, los que no tienen sospecha para así evitar el contagio. Finalmente, la AEPap pone el foco en la protección de los profesionales sanitarios, enfermería y pediatría, así como en la atención al paciente.

Niños con sospecha de infección

Los pediatras de AP subrayan que en el periodo que comprende de octubre a febrero se presentan además de cuadros catarrales, dos infeciones muy prevalentes. Por un lado, la bronquiolitis aguda, específicas de la infancia; y por otro, la gripe, que afecta a todas las edades, pero cuya máxima incidencia es en los menores de 10 años.

AEPap recuerda además que para ambas enfermedades existen test rápidos de diagnóstico, similares a la PCR del coronavirus, cuya disponibilidad en las consultas permitiría un diagnóstico certero de estas enfermedades, ayudando a diferenciar unos cuadros de otros, ya que clínicamente las tres patologías cursan con fiebre y cuadros respiratorios similares.

Evitar el contagio de otros niños

En estos meses estivales, los pediatras de Atención Primaria han realizado un esfuerzo por retomar todas las actividades preventivas y de promoción de la salud, como los programas de vacunación y revisiones del niño sano. Ante esto, la presidenta de AEPap Concepción Sánchez Pina, “se debe continuar por ese camino, siempre que haya suficiente dotación de medios y tiempo para hacer los programas de salud infantil”.

Para seguir llevando a cabo estas actividades con seguridad para los niños sanos y evitando posibles contagios de COVID-19, los pediatras de AP consideran necesario establecer dos circuitos de atención en los centros de salud. Uno sería para los casos con sospecha de coronavirus y otro para los menores sin esa sospecha.

Una clasificación que conlleva mayor necesidad de tiempo por la colocación de los trajes individuales de protección (EPIs), desinfección del material, consultas, etc, lo que hace necesario aumentar el personal de Atención Primaria.

Para una mejor organización de las consultas, los pediatras consideran necesario que el primer contacto con el centro de salud sea telefónico.

Esta medida se establecería para “poder indicar a los padres en qué momento y zona del centro de salud se les va a atender, proteger así a los niños y a sus acompañantes y optimizar los recursos”.

Otro aspecto para mejorar esta atención será resolver algunos problemas por medio de fotografías o vídeos, que permiten a los pediatras valorar adecuadamente el caso sin necesidad de que el niño se acerque al centro de salud.

Pediatras y profesionales sanitarios

El tercer punto clave de cara a los meses que se aproximan es la protección de los profesionales. “

“Si los pediatras de AP enferman, no podremos atender a la población, no hay suplentes ni recambio generacional para los pediatras de Atención Primaria”.

AEPap

Además, apuestan por las opciones telemáticas como por ejemplo dotar a los ordenadores de los centros de salud de cámaras para poder mejorar las consultas o disponer de una plataforma para el intercambio seguro de información con los usuarios.

En este sentido, los pediatras de AP consideran importante potenciar, la teleconsulta con atención hospitalaria. En relación a las consultas presenciales, proponen aumentar los servicios de limpieza, dotar de tiempo suficiente para que los profesionales puedan quitarse los equipos y aumentar la capacidad diagnóstica con test específicos, entre otras.


También te puede interesar: