La Organización Mundial de la Salud (OMS) ha publicado su última guía sobre infecciones de transmisión sexual (ITS) en el Congreso Mundial de ITS y VIH 2023 que tiene lugar en Chicago (EE.UU). Con el aumento de las ITS, la OMS pide un mejor acceso a los servicios de pruebas y diagnóstico.

En el congreso, la OMS también discutirá su última agenda de investigación de ITS y la resistencia a los antimicrobianos (AMR) en la gonorrea. Muchos países han informado de una baja cobertura para los servicios de prevención, prueba y tratamiento de las ITS, lo que ha llevado a un resurgimiento de este tipo de enfermedades a nivel mundial. Los países con reputación en vigilancia de las ITS, como los Estados Unidos o el Reino Unido, han notificado un aumento de las ITS. Los brotes emergentes de nuevas infecciones, como la viruela del mono, y el resurgimiento de ITS desatendidas plantean desafíos para los esfuerzos de prevención y control. Varios países informan cada vez más sobre el fracaso de las recomendaciones de tratamiento actuales para la gonorrea.

Además, la comunidad internacional se muestra preocupada por la propagación de un clon de Neisseria gonorrhoea que es altamente resistente a la ceftriaxona se informa cada vez más en países de Asia como China, Japón, Singapur y Vietnam, así como en Australia, Austria, Canadá, Dinamarca, Francia, Irlanda y el Reino Unido. La vigilancia mejorada de AMR de gonorrea (EGASP) sugiere altas tasas de resistencia en gonorrhoeae a las opciones de tratamiento actuales como ceftriaxona, cefixima y azitromicina en Camboya, por ejemplo.

“Nuestra nueva guía puede ayudar a que las pruebas de bajo costo en el punto de atención para las ITS sean más accesibles, lo que permite una mejor recopilación de datos y una prestación de servicios de calidad”

Teodora Wi, directora de infecciones de transmisión sexual de los Programas Mundiales de VIH, Hepatitis e ITS de la OMS

La sífilis, así como la sífilis congénita, están en aumento, y la falta de penicilina benzatínica plantea un desafío considerable para tratarlas de manera efectiva. La nueva guía de la OMS sobre pruebas y diagnósticos de laboratorio revela que se adquieren más de 1 millón de nuevas infecciones de transmisión sexual (ITS), lo que representa un importante desafío para la salud mundial.

Sin embargo, el seguimiento y la comprensión de las tendencias de las nuevas ITS en los países de ingresos bajos y medianos se ven obstaculizados por el acceso limitado a las pruebas de diagnóstico. “Las pruebas y el diagnóstico tempranos son clave para detener la propagación de las ITS. Cuando no se tratan, ciertas ITS pueden tener resultados irreversibles a largo plazo y algunas pueden ser potencialmente fatales”, ha explicado Teodora Wi, directora de infecciones de transmisión sexual de los Programas Mundiales de VIH, Hepatitis e ITS de la OMS. “Nuestra nueva guía puede ayudar a que las pruebas de bajo costo en el punto de atención para las ITS sean más accesibles, lo que permite una mejor recopilación de datos y una prestación de servicios de ITS de calidad para las personas que los necesitan”.

Los TPP ayudan a garantizar que los productos se diseñen y fabriquen para satisfacer las necesidades clínicas de las poblaciones en riesgo y que sean “aptos para el uso”, lo que significa que son seguros, eficaces y se adaptan al entorno de uso. Las pruebas en el punto de atención pueden reducir los costos de atención médica, reducir los tiempos de espera, acelerar el inicio y aumentar la precisión del tratamiento y mejorar el seguimiento del paciente.

Una nueva cuarta edición de las pruebas de diagnóstico de laboratorio y punto de atención para las ITS, incluido el VIH, proporciona información actualizada sobre cómo aislar, detectar y diagnosticar las ITS, incluido el VIH. El alcance del manual se ha ampliado para incluir información sobre el uso de pruebas moleculares, pruebas rápidas en el punto de atención y gestión de la calidad de las pruebas de diagnóstico.

“Los nuevos modelos de servicios de ITS deben ser resilientes y adaptables a las amenazas actuales y futuras”, ha explicado Meg Doherty, Directora de los Programas Mundiales de VIH, Hepatitis e Infecciones de Transmisión Sexual de la OMS. “Los avances científicos recientes en el tratamiento y las tecnologías de las ITS, y los métodos innovadores de prestación de servicios, brindan una oportunidad importante para acabar con las ITS como un problema de salud pública para 2030. Sin embargo, las grandes variaciones en la inversión, la madurez y el rendimiento de los sistemas de vigilancia de las ITS entre países siguen siendo un desafío”.


También te puede interesar…