Premios BiC

La alarmante escasez de profesionales y perfiles cualificados dificulta la debida asistencia a la población. Una preocupación latente en la comunidad sanitaria, que ante una segunda ola de la COVID-19 continúa manifestando su preocupación. En este contexto, las enfermeras proponen ‘doblar’ su trabajo, compatibilizando el libre ejercicio de la asistencia sanitaria en el ámbito público, concertado y privado. Así lo han solicitado al Ministerio de Sanidad el Consejo General de Enfermería y la Alianza de la Sanidad Privada Española (ASPE).

Hasta ahora, según apuntan, una enfermera que ya trabaja a jornada completa no puede ejercer como tal en ningún otro lugar, salvo excepciones Según Carlos Rus, presidente de ASPE, “esta medida ampliaría las posibilidades de lucha en la actual situación de rebrotes que estamos viviendo en todos los ámbitos del país”.

Tal y como apunta el presidente del CGE, Florentino Pérez Raya, la situación es límite en muchos hospitales, que han visto como sus bolsas de empleo se han agotado. A su juicio, esta determinación contribuiría a paliar, “al menos en parte, esta escasez de enfermeras, evitando, además, la competencia en la captación de profesionales”, ha subrayado.

Situación autonómica y nacional

En la Región de Murcia, el Consejo de Gobierno de esta Comunidad Autónoma ha validado la prestación simultánea de servicios en centros del servicio de salud y en centros concertados para la prestación de la asistencia sanitaria. Un ejemplo que ha sido destacado por CGE y ASPE, con la voluntad de seguir la estela en el resto del país.

Por ello, ambas entidades instan a que se adapte dicha declaración/resolución a nivel nacional y autonómica. El fin último es que los profesionales sanitarios, en especial enfermeros/as y médicos, puedan compatibilizar su actividad principal en un momento clave.


También te puede interesar…