Premios BiC

La Sociedad Española de Neumología y Cirugía Torácica (SEPAR) y la Federación de Asociaciones de Pacientes Alérgicos y con Enfermedades Respiratorias (Fenaer) unen sus voces para expresar su descontento ante el contenido del Dictamen de la Comisión para la Reconstrucción Social y Económica. La resolución “pone en peligro las actividades de formación, investigación y divulgación que llevan a cabo ambas entidades”, señalan en un comunicado. Esta afirmación es un hecho que comparte la Sociedad Española de Alergología e Inmunología Clínica (SEAIC) que muestra su “rechazo” ante el dictamen.

Ante esta situación, defienden las actividades divulgativas, formadoras e investigadoras que desarrollan. Por este motivo, los presidentes de SEPAR y Fenaer demandan al Congreso que “se abra un diálogo eficaz”. Ambas quieren que antes de adoptar estas medidas y “se escuche la voz de todos los actores implicados en la sanidad”.

El punto 47.2 del Dictamen

El presidente de SEPAR, Carlos A. Jiménez-Ruiz, solicita “un acuerdo de consenso que legitime y reconozca el trabajo que desarrollan eficazmente las Sociedades científicas” ante el punto 47.2.

Este punto del Dictamen especifica la prohibición de financiación por parte de la industria farmacéutica de actividades de investigación, divulgación y educación sanitaria. Ambas organizaciones afirman que “es muy deseable” que la financiación de este tipo de actividades corra a cargo de la Administración sanitaria.

Ante este punto del dictamen, SEAIC señala en un comunicado que “este tipo de actividades son imprescindibles para lograr progresos en materia de Alergología, mejorar la atención de los pacientes alérgicos y de la sociedad en general”.

SEPAR y Fenaer señalan que el papel que está jugando la Administración en la financiación “es muy deficiente”. Un hueco que, según las entidades, “está cubierto por la industria farmacéutica y de tecnologías sanitarias”. Ante esta afirmación, ambas destacan la importancia de regular todas las actividades con “exigentes códigos éticos”, un hecho que realizan tanto SEPAR como Fenaer.

Desde SEAIC consideran que el Congreso de los Diputados, en la aprobación del dictamen, “deja absolutamente al margen sin concederle valor ninguno a esta actividad formativa de alta calidad”. Según la Sociedad, esta formación investigadora “sitúa a España a la cabeza del conocimiento en enfermedades respiratorias y alérgicas, y divulgadora, dirigida a la comunidad científica, pacientes y ciudadanos”

Códigos éticos

SEPAR y Fenaer señalan en un comunicado que estos códigos éticos y de buenas prácticas son públicos. Además, tienen como objetivo fundamental promover una asistencia sanitaria de calidad, promover el bienestar de los pacientes e incentivar la investigación independiente. Asimismo insisten en que también ayudan a desarrollar este tipo de actividades en base a criterios de transparencia, profesionalidad y responsabilidad.

Para sostener esta idea, ponen como ejemplo el código ético de la Federación Española de Empresas de Tecnología Sanitaria (FENIN), o el Código de Buenas Prácticas aprobado por Farmaindustria, fundamentado en el Código de la Federación de Asociaciones de la Industria Farmacéutica Europea (EFPIA).

Por otra parte destacan, el propio Código de Buen Gobierno que ha desarrollado SEPAR. El documento señala que no se aceptarán aportaciones económicas que condicionen el cumplimiento de sus objetivos, valores o principios o que pongan en peligro el cumplimiento de sus fines.

Por su parte, el presidente de FENAER, Mariano Pastor, pide a los partidos políticos que reflexionen sobre el papel social de las asociaciones. El responsable indica que las asociaciones son “el apoyo, la referencia y la principal fuente de información”.

“Cubrimos muchas lagunas asistenciales y de apoyo a los pacientes que el sistema no es capaz de proporcionar”

Mariano Pastor, Presidente de Fenaer

Finalmente, la SEAIC apela a la “responsabilidad y el buen criterio” de todos los miembros del Congreso de los Diputados, a todos los senadores. Asimismo, al Ministerio de Sanidad, demandan que “maticen o retiren” los artículos 8.2 y 47.2 del dictamen de la Comisión para la Reconstrucción Social y Económica.

La Sociedad Española de Alergología e Inmunología Clínica quiere que abran un “diálogo serio, consciente y eficaz con las sociedades científicas y con todos los actores de la sanidad para llegar a un consenso inclusivo que enmarque y reconozca el trabajo que desarrollan eficazmente las sociedades científicas”.


También te puede interesar: