El refuerzo de la atención primaria y un Plan para reducir listas de espera a nivel nacional han sido dos de los puntos más importantes reflejados en la intervención principal de Pedro Sánchez en el Congreso de los Diputados durante la primera parte de su sesión de investidura, el 15 de noviembre.

El 16 de noviembre, tras la primera votación, Sánchez ha conseguido acumular 179 votos a favor de su investidura como líder de la nación de la XV legislatura de España. PSOE (121 escaños), SUMAR (31), ERC (7), Junts per Catalunya (7), PNV (5), EH Bildu (6), BNG (1) y CC (1) han sido las formaciones políticas que han apoyado la investidura.

“Es inadmisible que un ciudadano tenga que esperar más de tres meses para tener una primera consulta con un médico especialista, o 200 días para operarse de una hernia que le impide levantarse de la cama”, ha señalado el presidente del Gobierno en funciones.

Sánchez ha recalcado que es consciente de que la competencia en este sentido está en manos de las comunidades autónomas, pero, su equipo de gobierno “no puede quedarse de brazos cruzados”.

“Por eso vamos a poner en marcha con los gobiernos autonómicos que así lo deseen, un plan para lograr una reducción drástica de las listas de espera”, ha asegurado el también secretario general de PSOE. Además, ha añadido, se reforzará la atención primaria, “una de las asignaturas pendientes de nuestro sistema sanitario”.

“Vamos a ampliar la cartera de servicios públicos para incluir tratamientos bucodentales y también oftalmológicos para nuestros jóvenes”, ha señalado el presidente del gobierno en funciones.

Por último, ha añadido que promulgarán un gran pacto de Estado por la salud mental que, según ha asegurado, “va a aumentar el número de psicólogos y psiquiatras de los centros públicos, va a reducir los tiempos de espera y va a garantizar que en España no haya un solo ciudadano que necesita ayuda psicológica y no pueda obtenerla”.

Pedro Sánchez.
Pedro Sánchez, presidente en funciones del Gobierno de España.

Acuerdo con SUMAR

En su discurso, Sánchez ha remarcado que, durante la pasada legislatura, “se recuperó la universalidad del sistema sanitario español”. “Además, actualmente, aunque aún no son suficientes, hay más sanitarios en el Sistema Nacional de Salud (SNS)”, ha afirmado.

Sánchez se ha referido a estas propuestas sanitarias reflejadas y en marco de su acuerdo de gobierno de coalición con SUMAR, del que ha mencionado que busca “rebajar los tiempos de espera tanto en intervenciones quirúrgicas, en consultas externas o en la realización de pruebas; o revitalizar a atención primaria, entre otras cuestiones”.

El acuerdo referido establece que la ley fijará unos plazos máximos para recibir atención sanitaria: no más de 120 días para operaciones, no más de 60 días para consultas con especialistas y no más de 30 días para pruebas diagnósticas, sin importar el lugar de residencia.

“En el ámbito de la salud mental, la garantía de tiempo máximo de espera será de un máximo de 15 días para jóvenes, adolescentes y menores de 21 años”, señala el acuerdo.

Para poder llevar a cabo estas acciones, la formación de Yolanda Díaz propone y se compromete a mejorar las condiciones laborales de los trabajadores sanitarios. “Todo esto no se puede hacer con trabajadoras y trabajadores precarios, por tanto, vamos a defender y dignificar las condiciones de trabajo de los profesionales de la Sanidad Pública”, señaló Díaz en la presentación pública del acuerdo con los socialistas.

Aunque de momento no existe confirmación oficial del reparto ministerial emanado del acuerdo de gobierno entre PSOE y SUMAR, la titularidad de la cartera sanitaria a nivel nacional, según pudo saber Gaceta Médica, estaría entre los miembros dentro de la formación magenta.


También te puede interesar…