Premios BiC
C.b.rodríguez Madrid | viernes, 01 de marzo de 2019 h |

Apenas faltan tres meses para las elecciones autonómicas y ya es momento de hacer balance en materia de recursos humanos. La Comunidad de Madrid tiene claro los retos y los objetivos conseguidos. Fernando Prados recibió en su despacho a la revista Economía de la Salud. Este es un extracto de esa entrevista y precede a su publicación, prevista para el segundo número de EDS del año.

Pregunta. El empleo sigue siendo un tema esencial en materia sanitaria, ¿cómo está avanzando la comunidad para la estabilización de plantillas?

Respuesta. Nada más empezar la legislatura se consiguió la estabilización de 10.175 profesionales que estaban eventuales. De los 75.000 del sistema, 10.000 tenían contratos eventuales y pasaron al sistema de estatutarios. Actualmente se encuentra en ejecución el programa de 2017, la OPE con 13.322 plazas que fueron convocadas para todas las categorías a excepción de los facultativos. Estas ya se han puesto en desarrollo. Para 2018 se planteó la OPE histórica: 19.700 plazas convocadas en el Sermas. Las cifras que hemos conseguido ha sido la más importante durante muchísimo tiempo. Para 2019 estamos en la primera fase: se han publicado las 1.459 plazas de médicos de familia, de pediatras y de urgencias. Además, hemos desarrollado la carrera profesional. Hemos logrado, primero que se abone a tres años (suponían 50 millones de euros más en capítulo 1 y Hacienda no ha sido fácil de convencer). Va a cambiar la profesión y necesitamos que esa adaptación pase por la carrera profesional.

P. En enfermería, el ratio por habitantes a nivel general está también descompensado, ¿Hay alguna estrategia en marcha?

R. Es verdad que tenemos que tener un ratio por enfermera en cuanto a la cantidad de pacientes o de actividad que debe desarrollar un profesional (en enfermería y en otras profesiones). Es verdad que es difícil en centros tan diversos como son los nuestros y con la tan alta especialización que existe. Hoy tienes tres pacientes de infecciosas, pero a lo mejor mañana tienes 18, cuando la media es de seis… El sistema tiene que ser flexible para poder solventar este tipo de desviación. Lo que estamos viendo es que se están produciendo desviaciones, como sabíamos que iba a ocurrir, y se intenta establecer un sistema. El establecer el ratio en enfermería está bien, es una referencia que tenemos. Los ratios por enfermera se van a cumplir en todos los sitios, pero hablamos de 34 hospitales, 430 centros de salud y consultorios, y de más de 39 especialidades. Que haya problemas en 10… tendremos que solucionarlo, pero no significa que el ratio no se esté cumpliendo. En medicina de familia el caso es mucho más complejo, porque tanto en pediatría para los centros de AP como para medicina de familia tenemos serios problemas porque no existen profesionales suficientes para abastecer toda la demanda. Y aunque hemos aumentado, y de forma importante, el número de facultativos en primaria, sigue habiendo necesidades porque no se terminan de cubrir las plazas que tenemos previstas.

P. Precisamente, se espera un monográfico entre el ministerio y las comunidades autónomas para abordar este asunto, ¿qué propuestas plantea la Consejería?

R. Evidentemente, pasa por conseguir el número de especialistas que son necesarios. Los centros existen, la gestión se está realizando de acuerdo a una colaboración muy importante con los profesionales. Y la inversión va en incremento, aunque muchas veces se ve cortada por las posibilidades del sistema, porque no encontramos profesionales que puedan desarrollar lo que se está planteando. Poco más puedo comentar de AP porque tenemos ese hándicap que tenemos que solucionar. Es la asignatura pendiente, porque uno de los factores más importantes de la sostenibilidad pasa por que la AP tenga el liderazgo y la importancia que deba tener dentro del Sermas.