Controlar la pandemia

La Alianza General de Pacientes (AGP) pide al Gobierno que reparta mascarillas FFP2 entre los pacientes crónicos e inmunodeprimidos para proteger a la población más vulnerable,del mismo modo que está haciendo la Comunidad de Madrid.

“Los pacientes crónicos deben ser atendidos ante necesidades específicas como su protección y prevención de contagio por tratarse de un colectivo de riesgo. Reclamamos que se proteja a la población más vulnerable en las fases de desescalada“, esgrime Pilar Martínez Gimeno vicepresidenta de la AGP.

Desde la AGP reclaman su inclusión en la receta electrónica en todas las comunidades autónomas. “Es necesario proveer a pacientes crónicos e inmunodeprimidos con las mascarillas protectoras FFP2, al igual que se está haciendo la Comunidad de Madrid, distribuyéndose en farmacias a través de la receta electrónica“, añade Gimeno.

Del mismo modo, recuerdan que según los cálculos de la OCU,una familia de cuatro integrantes podrá gastar mensualmente alrededor de 115€ en mascarillas quirúrgicas diarias. “Lo que significaría un desembolso imposible de asumir para los colectivos más desfavorecidos teniendo en cuenta que estos accesorios han llegado para formar parte de nuestras vidas sin saber hasta cuando”, subraya la vicepresidenta.