Premios BiC

El grupo parlamentario socialista en el Senado ha instado al Gobierno a elaborar “un Plan de Cáncer COVID-19“. Así consta en una moción, registrada para su debate en la Comisión de Sanidad, que pide hacerlo en colaboración con las Comunidades Autónomas y en el seno del Consejo Interterritorial del SNS, “en el marco de una nueva Estrategia en Cáncer del Sistema Nacional de Salud”.

La COVID-19 ha impulsado una reflexión global acerca de las debilidades del SNS. Una de ellas es cómo mejorar el abordaje de la patología oncológica. Su curva, según los socialistas en el Senado, se ha mantenido “e incluso ha aumentado su incidencia” durante la pandemia.

“El cáncer, al igual que el SARS-Cov-2, continúa entre nosotros. Más de 279.000 personas son diagnosticadas anualmente de cáncer en nuestro país y más de 112.000 pacientes fallecen, lo que supone una media de 300 personas afectas de cáncer cada día”, destaca la moción firmada por Esther Carmona, portavoz de Sanidad del PSOE en el Senado, y Ander Gil, portavoz del grupo.

Un análisis en profundidad

Según el grupo socialista, estos datos “deben preocupar” y generar una reacción para reactivar las capacidades del SNS frente al cáncer. “Es necesario un profundo análisis del impacto de la COVID-19 en el cáncer en todas sus vertientes: atención a pacientes y sus familias, prevención, investigación y desarrollo, con el fin de poder ofrecer respuesta al desafío que han supuesto y suponen las enfermedades oncológicas en nuestro país”.

Dentro de este análisis, los socialistas en el Senado creen necesario “continuar reactivos” ante el reto que sigue suponiendo el cáncer en España, debiendo mejorar la información y la prevención, el diagnóstico precoz, las listas de espera y los cuidados paliativos. La humanización de la asistencia oncológica y la correcta información también deben ser piezas clave, añaden, en el “empoderamiento“del paciente, contribuyendo a implementar una medicina centrada en el mismo, contemplando su protección social y garantizando también una adecuada atención psicológica, social y un acompañamiento digno durante el transcurso de su enfermedad.

Muchas de estas cuestiones ya están previstas entre las áreas de intervención y en los objetivos recogidos en la Estrategia en Cáncer del SNS, “que en el marco del Plan Europeo de lucha contra el Cáncer, elaborado por la Comisión Europea y pendiente de aprobación, deben de ser actualizadas, también en este contexto COVID”, recuerda el PSOE.

Las claves del Plan de Cáncer COVID-19

Esta moción se hace eco, por último, de las advertencias lanzadas por los profesionales dedicados a la patología oncológica una vez finalizado el estado de alarma. Todas ellas terminarían por conformar las claves del Plan de Cáncer COVID-19. Según los especialistas, es prioritario reanudar los cribados del cáncer con el objetivo de que ninguna persona pierda la oportunidad de salvar su vida con la detección precoz del cáncer, así como reactivar la investigación en cáncer.

Los socialistas en el Senado coinciden. “Nuestro país cuenta con un alto potencial investigador que no podemos perder, debiéndose conseguir la dotación de los fondos necesarios para lograr el objetivo marcado a 2030, que significa aumentar la supervivencia al seguir mejorando la calidad de vida de las personas con cáncer, potenciando las unidades traslacionales en los hospitales”, resalta el texto de la moción.

Medicina de precisión y terapias avanzadas

El acceso conforma el último bloque a considerar por los senadores socialistas. En primer lugar, el trabajo multidisciplinar, transversal y en red con centros de referencia debe ayudar a poner a disposición de los pacientes, aseguran, la última tecnología, los mejores expertos, los fármacos innovadores y el acceso a ensayos clínicos.

En segundo lugar, la inclusión de biomarcadores en la cartera de servicios, la reducción de la variabilidad clínica y la implementación efectiva de los registros en cáncer “se convierten en aspectos fundamentales” para avanzar hacia la asistencia de calidad excelente, comenta la moción.

Por último, la apuesta por un Plan de Cáncer COVID-19 ve preciso “integrar de manera efectiva la medicina de precisión y las terapias avanzadas” cambiando el modelo hacia uno más orientado a la consecución de resultados, en el marco del Plan de Abordaje de las Terapias Avanzadas en el Sistema Nacional de Salud.

EL PSOE HA ESCUCHADO A LOS EXPERTOS

La moción socialista para impulsar un Plan de Cáncer COVID-19 en España es el primer aval ‘confirmado’ por la vía de los hechos al apoyo político a una nueva hoja de ruta en Oncología.

Estos apoyos se pusieron de manifiesto el pasado 29 de junio, durante el encuentro virtual Una nueva asistencia oncológica organizado por Fundación ECO y Fundamed, con el apoyo de Novartis.

Seis parlamentarios se reunieron en este encuentro. Entre ellos, Esther Carmona, una de las dos firmantes de la moción socialista. Junto a ella, Antonio Alarcó, portavoz de Sanidad del PP en el Senado, Carmen Andrés, diputada socialista, y los portavoces de Sanidad de VOX, Unidas Podemos y Ciudadanos en el Congreso, Juan Luis SteegmannLaura López y Guillermo Díaz.

Tras escuchar a los representantes de cada especialidad oncológica, todos ellos confirmaron que el cáncer debe ser una prioridad en la agenda de las dos cámaras parlamentarias. Por su parte, el por entonces secretario general de Sanidad, Faustino Blanco, confirmaba que el Ministerio ya trabaja en la actualización de la Estrategia en cáncer.