La prevención es uno de los principales factores que vigila el Plan Europeo contra el Cáncer. No en vano, es uno de los cuatro pilares sobre los que se apoyo la hoja de ruta estratégica continental. Precisamente sobre sus acciones y recomendaciones en esta parcela concreta se apoya una Proposición No de Ley (PNL) impulsada por el Grupo Popular, centrada en el hábito tabáquico.

Concretamente, la iniciativa insta al Gobierno a actuar de forma decidida en las directrices marcadas por este Plan para la disminución de fumadores y la mitigación de su riesgo asociado. El texto registrado apuesta así por el desarrollo de estudios adicionales sobre los productos que puedan contribuir a este último aspecto.

En el ámbito de la estrategia integral para la prevención selectiva, la propuesta que firman Elvira Velasco y Ana Pastor aboga por desarrollar una estrategia integral en la lucha contra el tabaquismo más allá de la prevención y de cesación. En este punto, el PP pide que se sume, “fruto de estudios detallados sobre la reducción de daños y en base a los resultados obtenidos, una línea complementaria a las anteriores sobre estos dispositivos, especialmente en casos de fracaso recidivante en la deshabituación”.

En última instancia, la formación demanda un análisis de las alternativas existentes para la reducción del riesgo en el ámbito del tabaquismo, “especialmente dirigidas a aquellos pacientes refractarios a otras medidas y que pudieran beneficiarse de este enfoque”, con el apoyo del ISCIII.

Argumentación

Como esgrime la PNL, son necesarias “mayores evaluaciones científicas sobre estrategias basadas en la reducción de daños en la población adulta fumadora, complementarias de las actuales”. “Para ello es necesario impulsar la generación de evidencia sobre el perfil de mitigación del riesgo asociado al tabaquismo que pudieran ofrecer nuevas modalidades de consumo”, explican.

Según argumenta la propuesta, a pesar de los esfuerzos legislativos y sanitarios para la erradicación del tabaquismo en España, un 34 por ciento de la población de entre 15 y 64 años fuma a diario. Así, “no se alcanza el objetivo de reducción de las tasas de fumadores al nivel deseado, congruente con el objetivo europeo en la lucha contra el cáncer de reducir la tasa de fumadores por debajo del 5 por ciento”.

No se alcanza el objetivo de reducción de tasas de fumadores al nivel fijado por europeo, que apunta a unas cifras por debajo del 5%

Por ello, desde el PP animan a buscar “un enfoque diferente que integre nuevas estrategias en los planes de lucha contra el tabaquismo, y que se contemplen enfoques complementarios”. Para el partido, “esto exige estudiar con rigor la posibilidad de las alternativas basadas en la reducción del riesgo, especialmente para aquellas personas que han fracasado con los tratamientos disponibles o han desarrollado enfermedades asociadas al tabaquismo”. “La reducción de daños se practica ya en muchos ámbitos de la salud pública, como las drogodependencias, la salud sexual o el VIH, y conviene no descartar de manera apriorística su uso en el área del tabaquismo”, abundan.


También te puede interesar…