Monitorización remota

Tras un constante aumento de casos positivos por COVID en las últimas semanas, el Consejo General de Enfermería insta a las instituciones sanitarias a “actuar con urgencia” para tomar las medidas necesarias. Esta toma de control de la situación ayudaría a “frenar la segunda ola a la que se dirige el país”, afirman en un comunicado.

Desde el CGE aseguran que han estado observando “con muchísima preocupación” los datos diarios correspondientes a la COVID-19. “Todavía estamos a tiempo de contener la expansión, pero las comunidades autónomas y el Gobierno central tienen que dejar de dar bandazos y tomar decisiones claras y concisas”. Así lo ha manifestado el presidente del CGE, Florentino Pérez Raya.

Esta situación ayudaría a “evitar acabar con los hospitales al borde del colapse y un nuevo confinamiento general”, ha añadido.

El presidente del CGE considera imprescindible que las autonomías se pongan con las medidas necesarias y se realicen las contrataciones oportunas. En este sentido, ha matizado que la población también debe poner todo de su parte y “demostrar que esos aplausos en los balcones supone cumplir las recomendaciones sanitarias”.

Por ello, el responsable recuerda la importancia de no olvidar la mascarilla, la distancia física y la higiene de manos como puntos imprescindibles.

Los sanitarios, en riesgo

Pérez Raya, que representa a 316.000 enfermeras y enfermeros españoles, se muestra preocupado por el avance de la pandemia. Según el presidente, la COVID-19 está volviendo a llenar los hospitales y a frenar las Unidades de Cuidados Intensivos.

“Fuimos uno de los países con el confinamiento más estricto y con mejores resultados, pero ahora algo vuelve a fallar”

El presidente aprovecha el comunicado para insistir en que esta situación “se cobrará la vida de muchísimas personas”. Asimismo, una segunda ola pondría en riesgo a los profesionales sanitarios, que se encuentran “exhaustos tras una primera ola que les dejará secuelas de por vida”.

Pérez Raya indica que el continuo aumento de casos positivos hará que el sistema sanitario y sus activos humanos no puedan soportar la carga asistencial de hace unos meses.

Llamamiento a los jóvenes

Desde la Organización Colegial han querido hacer un llamamiento también a los más jóvenes. Esta iniciativa tiene como objetivo concienciar de su responsabilidad, “no sólo por ellos, sino por sus padres, sus madres y sus abuelos y abuelas, que, por desgracia, son los más perjudicados en toda esta pandemia”.

Pérez Raya manifiesta su descontento con la “relajación y dejadez” que se observa en las calles por parte de los jóvenes. Celebración de botellones, no prestar atención a la distancia física y no llevar la mascarilla puesta son algunas de las acciones que destaca el presidente del CGE.

Ante esta situación, el experto recuerda: “Nadie es inmune, la medida de casos que están ingresando ha bajado respecto a la primera ola, con edades comprendidas entre 20 y 50 años”.

Economía nacional

De la misma forma, el presidente destaca la necesidad de reactivar la economía, “una realidad de la que son conscientes las enfermeras”. Por este motivo piden prudencia al controlar los positivos porque “además de ser un caos para la sanidad y la salud pública, también lo es para la economía del país“, señala.

Desde el CGE insisten en que una de las partes más importantes de España es el turismo y que “si los visitantes no se sienten seguros, no vendrán” .

Por otra parte, Pérez Raya ha querido aplaudir la medida que han tomado en Galicia y Canarias al prohibir fumar en todos los espacios públicos si no se mantiene la distancia. En esta línea, considera que debería extrapolarse al resto de comunidades.

“Hay evidencias de que, al soltar el humo, el virus SARS-CoV-2 se propaga con mayor facilidad. Por este motivo, no podemos tolerar que la gente siga fumando en zonas en las que es imposible guardar la distancia social”

Enfermería escolar

Por último, el presidente de la institución enfermera ha querido recordar uno de los retos a los que se enfrenta la sociedad en los próximos meses: la apertura de colegios. Desde el CGE persevera la necesidad de “contar con enfermeras escolares para que en todos los centros se puedan detectar posibles casos de coronavirus”.

“Actualmente sólo hay un documento de los ministerios de Sanidad y Educación, pero cada autonomía lo está adaptando a su forma de ver. En septiembre, cuando los más pequeños vuelvan al cole, existirán 17 normas con las medidas a adoptar“, añade.

Esta situación debería estar consensuada entre todas las comunidades e instituciones, según el CGE. Además, insisten en la necesidad de regular la obligatoriedad de que existan enfermeras escolares en todos los colegios.

“Son una figura esencial para la prevención y la promoción de la salud, por lo que en momentos de pandemia como este se hace aún más latente su necesidad”, concluye Florentino Pérez Raya.


También te puede interesar…