Premios BiC 2020

El senador del Partido Popular, Antonio Alarcó, ha reprochado al ministro de Sanidad, Salvador Illa, la actitud del Gobierno ante la pandemia de COVID-19. En una interpelación en el pleno de la Cámara Alta, Alarcó ha destacado que los criterios usados por el Gobierno “no se basan en la evidencia científica”, especialmente en relación con la situación actual de la Comunidad de Madrid.

Asimismo, el senador ha pedido a Illa que “deje a los científicos y a los expertos en paz y no los utilice”, además de acusar al ministro de “mentir a los españoles” durante la incidencia de la pandemia.

“Si España hubiera ordenado el confinamiento a finales de febrero, la mayoría de las vidas se hubieran salvado”, ha resaltado en relación a un artículo científico de la revista The Lancet.

“No vale la buena voluntad política, es insuficiente y peligrosa”

Senador del Partido Popular, Antonio Alarcó

En este contexto, el senador ha aprovechado para recalcar su asistencia al Comité Ejecutivo de la Organización Mundial de la Salud (OMS), el pasado 3 de febrero, en representación del Colegio Internacional de Cirujanos.

“Usted no estuvo en esta reunión y se comentó que el virus era muy peligroso y que había que cerrar los vectores, que son los ciudadanos”, ha espetado Alarcó al ministro, reprochando las estrategias gubernamentales, entre ellas la falta de test PCR en aeropuertos y puertos como Barajas (Madrid).

El Gobierno ante la segunda ola

Los casos que llegan a través de estas vías “son menos del 0,3 por ciento de los totales del país”, ha señalado el ministro, quien indica además que la principal preocupación reside en la Comunidad de Madrid debido a “sus especiales características”. En este sentido, Illa ha aludido a la ubicación, la movilidad interna de la ciudad o la densidad de población como algunos de los motivos que han impulsado a tomar las medidas para bajar los casos de coronavirus en la capital.

Illa ha respondido a Alarcó señalando que “el enemigo no es el Gobierno, sino el virus”. En esta línea, el ministro ha pedido al Partido Popular y al resto de la oposición “centrar los esfuerzos en esa segunda ola, porque el virus no se ha ido y tardará unos meses en irse”. Por este motivo, el ministro insiste en la necesidad de “estabilizar y doblegar la curva”.

Sin embargo, en relación a esta segunda ola de COVID-19, el ministro de Sanidad ha destacado que, “afortunadamente es muy distinta a la primera”.

El Gobierno está detectando entre un 60 y un 80 por ciento de los casos de coronavirus actuales en España, cuando en los primeros meses “detectamos un poco menos del 10 por ciento de casos”, ha explicado el ministro.

Asimismo, Illa ha resaltado que la estrategia de respuesta temprana implantada por el Gobierno va en consonancia con los técnicos de Europa. En este sentido, la detección precoz y la vigilancia y aislamiento de positivos son las medidas prioritarias que recoge la estrategia del Gobierno.

“Así lo estamos haciendo, actuando localmente conforme a los brotes, con proporcionalidad y con agilidad, como están haciendo muchas comunidades autónomas”, ha manifestado el ministro Illa, quien destaca estar conforme con la adopción de medidas de las comunidades.

Illa ha reconocido que “este virus ha puesto a Occidente de rodillas, solo desde el reconocimiento de las dificultades podemos escucharnos”, ha indicado para pedir una colaboración conjunta de todos los partidos políticos.

En relación a las acusaciones del senador, el ministro de Sanidad no ha querido desaprovechar el pleno para señalar que “el Gobierno ha hecho un esfuerzo de transparencia y explicación”, llegando el mismo a comparecer “16 veces y contestar más de 6.000 preguntas”.

Finalmente, el ministro de Sanidad ha destacado que “España es el único país europeo que ha realizado varias oleadas de un estudio de seroprevalencia” y que entre los meses de marzo y abril detectaba al 10 por ciento de los casos. Estas circunstancias son “un mérito de los científicos”, según considera el ministro.


También te puede interesar: