El ministerio anuncia un catálogo electrónico de biomarcadores en cáncer

18627

El ministerio de sanidad ha dado detalles de cómo se avanzará en un catálogo de biomarcadores en cáncer y otras areas terapéuticas. El uso de biomarcadores, y disponer de ellos en la cartera pública, es una de las prioridades identificadas por la totalidad de las organizaciones, sociedades y compañías que abordan el cáncer y la especialidad oncológica.

Se trata de una prioridad de máxima urgencia que se requiere para optimizar y mejorar la calidad del paciente oncológico cuando se beneficia de tratamientos innovadores, la mayoría de los cuales llevan asociado un biomarcador. Las principales sociedades y entidades científicas del cáncer han reclamado desde hace años la puesta en marcha con urgencia de dicho catálogo.

La Sociedad Española de Oncología Médica (SEOM), y la Fundación ECO, junto a otras sociedades y entidades afines, han trasladado en los últimos meses cómo debería ser la incorporación de los biomarcadores a las prestaciones públicas habituales.

Para Fundación ECO, el uso amplio de los biomarcadores es una de las prioridades de la iniciativa Cancer NOW que durante dos años incidido en este aspecto aglutinando a muchas voces del cáncer en nuestro país y en Europa. Según explicaban el pasado marzo desde Fundación ECO, era preciso una coordinación desde centros autorizados que puedan realizar las pruebas para la totalidad de hospitales públicos.

Para SEOM, su presidenta saliente, Enriqueta Felip, se centraba en que deben estar disponibles de forma dinámica, incorporando nuevos biomarcadores y que el catálogo tenga actualizaciones constantes.

Innovación y biomarcadores

El pasado mes de marzo, más de 40 especialistas e investigadores destacados en cáncer de 19 ciudades españolas firmaron un manifiesto a favor de medidas urgentes contra el cáncer. Este grupo de especialistas representan a lo mejor de la oncología en España, siendo muchos una referencia internacional en sus campos.

Una de las peticiones de este manifiesto incluía implementar en la cartera común del SNS el diagnóstico molecular. Esta es la manera de asegurar la calidad y equidad en la asistencia y prestación oncológica en todo el territorio español, en todas las CC.AA.

Precisamente en febrero de este mismo año, el Congreso de los diputados acogió una Jornada impulsada por la iniciativa Cancer NOW en la que las principales organizaciones, sociedades científicas y grupos parlamentarios establecieron su visión sobre las prioridades en cáncer. Destacadas figuras políticas ya expresaban con insistencia la necesidad de una hoja de ruta clara, que incluya los biomarcadores.

Biopsia líquida y biomarcadores resonaron en el Congreso de los diputados ante más de 150 representantes de la sanidad, la oncología, los pacientes y las compañías innovadoras que seguían las reflexiones de la comisión de sanidad y de la Mesa del Congreso, representada por la entonces vicepresidenta segunda del Congreso, Ana Pastor.

El Consejo Interterritorial

El pasado 23 de junio, un Consejo Interterritorial, en medio de cambios post-electorales por definir, aprueba un catálogo para los siete primeros grupos de dianas terapéuticas. Se realizó pensando en las áreas que “más se podían beneficiar de la determinación”. Pero la realidad es que cualquier innovación que requiera de un biomarcador beneficia al paciente correspondiente.

Y siempre hay un paciente que puede beneficiarse de un tratamiento más eficaz, preciso y seguro gracias a los biomarcadores. La Comisión de Prestaciones del Consejo Interterritorial del SNS ya trabaja en 18 subgrupos de biomarcadores en paralelo. Desde el ministerio de sanidad, explican a GM que se han definido 685 pares de enfermedad/gen o regiones a estudiar en tumores sólidos, hematológicos, cáncer pediátrico y cáncer hereditario, pero también cardiopatías, enfermedades metabólicas hereditarias, neurológicas, etc.

La sanidad de las CC.AA. debe avanzar con paso firme en las necesidades urgentes de nuestra sociedad en relación al cáncer, como lo han firmado desde 19 ciudades españolas. El cáncer es una de las cinco misiones europeas y bien podría tener, antes de finalizar el semestre de la presidencia española de la UE, el catálogo de biomarcadores para cáncer disponibles en la cartera de servicios.