ISOAPARIENCIA

br

Santiago de Quiroga Presidente Editor de EG | viernes, 13 de abril de 2018 h |

No tengo dudas de que la PNL que ha presentado Unidos-Podemos con el apoyo del Grupo Socialista y del Grupo Ciudadanos, tiene la intención de evitar confusiones con los envases de medicamentos. Pero de la misma forma que los proyectos e iniciativas parlamentarias necesitan sus memorias económicas, esta necesita una memoria de impacto en el sector. Al respecto de esta iniciativa deberán decir algo las compañías y la profesión farmacéutica. Los primeros porque un cambio de envases de los medicamentos, como es cambiar una de las caras del envase, resulta tremendamente complejo. Sería de enorme interés conocer también la opinión de la Agencia Española del medicamento (Aemps) que tiene el conocimiento y la experiencia necesaria en relación a la claridad y diseño de envases de medicamentos. Finalmente, parece tener sentido que los medicamentos en España se adapten a las necesidades que se establecen desde el seno de la UE, donde es la Aemps la representante y parte activa de la misma. Querer ir adelante con un cambio de tal relevancia, en un problema que afecta a los ciudanos españoles tanto como a nuestros vecinos de la UE, parece que no sería apropiado. Es cierto que se trata de tener voluntad política, como afirma la diputada Marta Sibina, y el ejemplo de los paquetes de tabaco está ahí: pero fue una iniciativa en el seno de la UE. Los medicamentos y los paquetes de tabaco no pueden ser objeto de comparación.