Innovación al servicio del farmacéutico, por Manuel Pozo

Por Manuel Pozo, director Corporativo de Bancofar

267

Bancofar nace en 1964, cuando un grupo de farmacéuticos crearon Acofar – Sociedad Cooperativa de Crédito, entidad destinada a prestar financiación a los farmacéuticos, lleva casi 60 años siendo parte activa de la evolución e impacto social que los farmacéuticos promueven en la sociedad y, con la prioridad desde sus orígenes, de conocer las necesidades de los profesionales del sector, diagnosticando en cada momento los retos a los que se enfrentan y aportando las soluciones que necesitan. Durante todos estos años, la entidad perteneciente al Grupo Caminos, a través de sus 21 oficinas repartidas por todo el territorio nacional, se preocupa por cubrir las necesidades financieras del farmacéutico de forma profesional y personalizada, a través del compromiso con la sostenibilidad.

La innovación en los servicios, escuchando siempre las necesidades de los farmacéuticos, es otra de las claves del banco. A lo largo de su historia, Bancofar ha lanzado al mercado herramientas financieras que hacen más fácil la gestión de la farmacia. Ejemplo de ello fue, ser pioneros en la comercialización de la hipoteca mobiliaria, con la que poder financiar la compra de una oficina de farmacia con la garantía del fondo de comercio. La farmacia busca estar en constante adecuación a la innovación tecnológica que se está produciendo en la sociedad.

“La innovación en los servicios, escuchando siempre las necesidades de los farmacéuticos, es otra de las claves del banco; que a lo largo de su historia ha lanzado al mercado herramientas financieras que hacen más fácil la gestión de la farmacia”

Dentro de los retos que debe afrontar la farmacia durante 2023 están el desabastecimiento de medicamentos en la oficina de farmacia, la capacitación para dar respuestas a los retos sanitarios presentes y futuros, y la mayor capacidad asistencial de la oficina de farmacia.
Por otro lado, para Bancofar es muy importante el mantenimiento de la capilaridad de las 22.198 farmacias comunitarias existentes en España, por ello es de vital importancia la viabilidad de la farmacia rural, fomentando la accesibilidad en los entornos rurales.
El farmacéutico tiene el reto de dar servicio a sus paciente a través de las nuevas herramientas digitales, sin perder ese trato cualitativo tan característico en el canal presencial en la oficina de farmacia. En líneas generales se ha de seguir potenciando el hecho de poner al paciente en el centro de la actividad farmacéutica.

El continuo cierre de oficinas bancarias, así como de la restructuración de servicios de caja en determinadas oficinas, ha provocado una dificultad del servicio de caja, tanto para la realización de ingresos como para conseguir cambio de efectivo. Para paliarlo, desde Bancofar se ha lanzado el servicio SMARTCASH. A través de un acuerdo firmado con Loomis, pone a disposición del farmacéutico la posibilidad de, sin salir de la farmacia, realizar ingresos de dinero en su cuenta corriente, así como recibir en la misma el cambio tan necesario en las farmacias, una gran iniciativa para fomentar la llegada de efectivo y suministro de cambio en todos los puntos del país, especialmente en aquellos municipios que no tienen