Premios BiC

El ensayo clínico de fase III Emperor-Reduced alcanzó su criterio de valoración principal al demostrar la superioridad de empagliflozina (Jardiance) en la reducción del tiempo hasta el primer acontecimiento de muerte cardiovascular u hospitalización en adultos con insuficiencia cardíaca. Estos resultados han sido presentados por Boehringer Ingelheim y Eli Lilly durante congreso de la Sociedad Europea de Cardiología (ESC).

Matias Nordaby, senior Global Medical Director for Heart Failure de Boehringer Ingelheim
Matias Nordaby, senior Global Medical Director for Heart Failure de Boehringer Ingelheim.

La insuficiencia cardíaca es la principal causa de hospitalización en Europa y Estados Unidos y está aumentando en los últimos años también en Asia. El riesgo de muerte en personas con insuficiencia cardíaca aumenta con cada ingreso hospitalario.

“Emperor-Reduced confirma el beneficio de este fármaco en la reducción de hospitalizaciones por insuficiencia cardíaca o mortalidad cardiovascular”, explica a GACETA MÉDICA Matias Nordaby, senior Global Medical Director for Heart Failure de Boehringer Ingelheim.

En concreto, los datos muestran que empagliflozina permitió reducir en un 25% el riesgo relativo combinado de muerte por causas cardiovasculares u hospitalización por insuficiencia cardíaca en adultos con insuficiencia cardíaca con fracción de eyección reducida, con y sin diabetes tipo.

Asimismo, redujo el riesgo relativo de primera hospitalización y de hospitalización recurrente por insuficiencia cardíaca en un 30%. “Además, reduce significativamente la velocidad con la que los pacientes pierden su función renal“, añade el especialista.

Programa EMPOWER

Los ensayos Emperor forman parte del programa clínico EMPOWER, uno de los estudios más amplios de todos los inhibidores de SGLT2.

“EMPOWER es un programa desarrollado por la Alianza entre Boehringer y Lilly para explorar el impacto de empagliflozina en enfermedades cardiorrenales y metabólicas. Con más de 257.000 adultos participando en todo el mundo en estudios clínicos, es el programa clínico más amplio y completo para un inhibidor de SGLT2 hasta la fecha”.

La insuficiencia cardíaca afecta a 60 millones de personas en todo el mundo

La insuficiencia cardíaca es una enfermedad progresiva, debilitante y potencialmente mortal. Esta patología afecta a 60 millones de personas en todo el mundo y se espera que aumente su incidencia debido al envejecimiento de la población.

“Uno de los objetivos principales que tienen en común los tratamientos de estas enfermedades cardiorrenales y metabólicas es la prevención de las complicaciones asociadas con la progresión de la enfermedad“, puntualiza el experto.

Asimismo, el tratamiento de las enfermedades cardiorrenales y metabólicas dependen de cada enfermedad en cuestión “ya que cada enfermedad posee un mecanismo particular que se intenta modificar con la combinación de distintos tratamientos, incluyendo los cambios de hábitos alimenticios y la incorporación progresiva de ejercicio”, concluye.


También te puede interesar…