Monitorización remota

La contaminación atmosférica es una amenaza para el bienestar de los ciudadanos españoles, según el ‘I Barómetro de percepción de la calidad del aire’. Esta es la principal conclusión de un reciente estudio llevado a cabo por por la Plataforma X Aire Limpio en colaboración con la Fundación ECODES.

Según este estudio, la contaminación atmosférica representa la principal preocupación de carácter medioambiental para 9 de cada 10 encuestados, así como el mayor problema medioambiental para la salud de 3 de cada 4. De manera destacable, son las mujeres quienes parecen estar más preocupadas al respecto.

El barómetro arroja también las principales causas del problema según los encuestados. De acuerdo al Barómetro, los principales responsables de la mala calidad del aire en las ciudades, y que en mayor medida afectarían a su salud, serían las fábricas y el transporte privado, seguidas de cerca por la calefacción de combustibles fósiles y los productos químicos industriales.

Movilidad y contaminación

La incapacidad del transporte público para adecuarse a las necesidades de movilidad de más de la mitad de los encuestados (52%) destaca en los resultados del estudio. Sin tener en cuenta el confinamiento, el 53 por ciento de los encuestados utiliza el transporte público al menos una vez a la semana, frente al 61 por ciento que utiliza el coche privado al menos una vez a la semana.

Si bien más de la mitad de los encuestados es consciente de que su ciudad tiene protocolos para periodos de alta contaminación, estos son puntuados con 6,19 sobre 10.

Los protocolos que se mencionan en primer lugar son las restricciones de tráfico y la reducción de los límites de velocidad, seguidos de las limitaciones de acceso al centro urbano. Entre otras medidas a disposición de los ayuntamientos, destacan las zonas peatonales, valoradas con un 7,55 sobre 10 y el 60 por ciento de los encuestados otorgándoles la máxima puntuación

Finalmente, si bien el acceso a la información sobre la contaminación por parte de los ciudadanos está bastante extendido (2 de cada 3), el Barómetro apunta la existencia de un margen de mejora en su frecuencia. Así, solo el 4 por ciento se informa habitualmente mientras que un 25% lo hace en ocasiones. La televisión (15,36%), Internet (13,59%) son los medios principales para aquellos que se informan.

Evidencia científica

La elevada percepción de la contaminación atmosférica como una amenaza ha venido avalada en los últimos años por un volumen creciente de evidencia científica. Según la Agencia Europea de Medio Ambiente, en torno al 90% de la población europea vive en zonas donde se rebasan los valores límite de calidad del aire o se incumplen las guías de protección a la salud fijadas por la Organización Mundial de la Salud (OMS). El ozono, el dióxido de nitrógeno y las partículas en suspensión son los tres contaminantes con mayor incidencia negativa sobre la salud.

A finales de mayo, con un total de 2.020 encuestadas completadas por habitantes de 18 a 65 años de las dieciséis principales ciudades del país, el estudio es indicativo de cómo la población española en su conjunto percibe este problema.

Además, la incidencia de la Covid-19 en las necesidades de movilidad de los ciudadanos ha sido tenida en cuenta en la formulación del estudio.


También te puede interesar: