alergología/ Es un trabajo conjunto de la Universidad de Barcelona y el IMIM

br

redacción Madrid | jueves, 31 de octubre de 2013 h |

Es necesario reducir todavía un 15 por ciento el consumo de tabaco en nuestro país, sobre todo en el entorno doméstico, para disminuir los episodios de asma infantil. Así al menos se desprende de un estudio desarrollado de manera conjunta por el Departamento de Estadística de la Universidad de Barcelona y el grupo de investigación en Infancia y Entorno del Instituto Hospital del Mar de Investigaciones Médicas (IMIM).

Una conclusión a la que estos investigadores han llegado a partir del desarrollo del primer modelo estadístico de simulación, basado en la teoría de la probabilidad condicional, capaz de predecir el riesgo de episodios de asma infantil. El modelo, que incluye diferentes factores de riesgo para el asma, ha sido diseñado a partir de datos de publicaciones científicas e información del proyecto Amics (Asthma Multicenter Infant Cohort Study), desarrollado por el IMIM para estudiar la relación entre los factores ambientales y el desarrollo del asma infantil en distintos fenotipos de pacientes.

Tal y como explica Toni Monleón, primer autor del artículo, este modelo estadístico indica que tanto la incidencia de asma infantil como el porcentaje de población fumadora se encuentra estabilizado en estos momentos. De ahí que Monleón alerte de que “si este porcentaje no se reduce de forma significativa, en especial entre las madres y padres fumadores, todavía se estará lejos del objetivo de reducir la prevalencia del asma infantil”. Y es que, subraya Martín Ríos, si bien es cierto que no existe una relación causa-efecto entre tabaco y asma, sí es verdad que “el tabaco favorece que haya episodios de asma infantil”.

Además, a pesar de que es difícil demostrar si las alteraciones funcionales se inician ya en el feto o posteriormente, durante la lactancia, se ha encontrado una disminución de la función respiratoria en niños cuyas madres fumaron durante el embarazo y no después del parto, lo que da a entender que estas lesiones se iniciaron en el feto. Toda una serie de datos que apuntan a la necesidad de aumentar la lucha contra el tabaquismo, sobre todo en el hogar.