Premios Fundamed

CASTILLA Y LEÓN/ Este modelo de integración asistencial sólo está implantado en Castilla-La Mancha, Extremadura, Galicia y Comunidad Valenciana

br

El gerente de área única de Puertollano asegura que han ganado en eficiencia y calidad, mejorando a la vez la gestión de las listas de espera

Los ciudadanos cuentan con organismos de participación y 13 de sus propuestas se han contemplado en los acuerdos de gestión de 2010

| 2010-04-23T16:30:00+02:00 h |

MÓNICA RASPAL

Madrid

Una reducción del número de derivaciones desde primaria a especializada y de las revisiones en la segunda, con la consiguiente mejora en la gestión de las listas de espera quirúrgicas y de consulta, son algunos de los resultados indirectos destacados por Luis Fernando García, gerente de área única de Puertollano (Ciudad Real), de un sistema que sólo está implantado en zonas de Castilla-La Mancha, Galicia, Extremadura y la Comunidad Valenciana.

Tras una jornada que reunió en Valladolid a representantes de todas ellas, García ha explicado a GM que desde su gerencia siempre han apostado por que la primaria resuelva la mayor parte de los procesos de los pacientes y, en 2004, se propuso este modelo pionero basado en la integración de niveles, en la continuidad asistencial y en los procesos lineales para paliar el desequilibrio en el reparto de recursos entre primaria y especializada, que se traducía en una falta de calidad asistencial.

La gestión por procesos y la participación de usuarios y profesionales son sus señas de identidad, materializadas en otra experiencia única en nuestro país de organismos de participación ciudadana a través de la cual éstos se implican de manera activa como cogestores proponiendo una serie de actuaciones que luego se debaten y se incluyen en los contratos de gestión que el área firma cada año con los servicios centrales, algo similar a los presupuestos participativos de algunos ayuntamientos pero trasladado a un área sanitaria. Según el gerente, en 2010 se han incluido 13 de estas propuestas como la petición de un mamógrafo o la ampliación de un equipo médico y enfermero en un centro de salud, por poner algún ejemplo, y 61 organizaciones ciudadanas se han inscrito en estos órganos de participación, muestra de la expectativa que ha creado. “Los ciudadanos se están implicando con responsabilidad”, asegura. Y por parte de los profesionales, la implicación de éstos para García es “vital” y asegura que desde el equipo directivo y aprovechando las nuevas tecnologías como herramientas de integración, mantienen un contacto constante con ellos a través de la intranet del área, donde se recogen sus propuestas e iniciativas y a la vez pueden mantenerse informados de los proyectos que se están desarrollando. Dado el éxito, la idea del Servicio de Salud de Castilla-La Mancha (Sescam) es extenderlo próximamente en todo el territorio aunque los asistentes al encuentro coincidieron en destacar que no existe un solo modelo de gerencia única de área sino que éste se adapta a las necesidades de cada región, según su población, su territorio y su geografía.