Monitorización remota

En los servicios de farmacia del hospital se produce actualmente el 36% del gasto en medicamentos, unos 6.750 millones de euros al año

La armonización entre comunidades autónomas o la formulación magistral fueron otros aspectos tratados durante el Congreso de la SEFH

TONI MARTÍNEZ Santiago de Compostela Hace ya algunos años que se lleva hablando de la terapia individualizada implantada en los servicios de farmacia hospitalaria, pero ahora parece que se empiezan a dar las condiciones necesarias para que los servicios y los profesionales de farmacia hospitalaria sean decisivos en su puesta en funcionamiento. Para ello, los expertos demandan incorporar la farmacogenética a la cartera de servicios de los hospitales y trabajar de manera multidisciplinar. Así se conseguiría crear modelos eficientes que, al mismo tiempo, garantizarían una mayor seguridad y un menor riesgo. Las terapias individualizadas fue uno de los ejes en torno al cual giró el 56º Congreso de la Sociedad de Farmacia Hospitalaria (SEFH), celebrado en Santiago de Compostela. En él, los expertos recordaron que “ya es el presente en una docena de fármacos”, aunque, matizaron, “ya están a las puertas otros 30 ó 40 más”. Pese a que desde el punto de vista económico no hay datos del ahorro que puede suponer la incorporación de estas terapias individualizadas, lo que sí parece seguro es que, en términos de retorno de la inversión, es muy favorable. Desde la SEFH piensan que ahora es el momento adecuado de esta nueva forma de actuación cuando un perfil genético no cuesta más de 60 euros, ya que se analiza únicamente la parte relacionada con el metabolismo y la absorción del fármaco. Gracias a este perfil se puede saber a priori qué pacientes van a responder al tratamiento, en qué magnitud y qué dosis deben recibir para minimizar los efectos adversos. Además, al conocer qué fármacos van a ser eficientes y cuáles no, se puede evitar la dispensación de aquellos que no van a producir ningún efecto terapéutico. Durante el encuentro, el presidente de la SEFH, José Luis Poveda, explicó que en el marco de la crisis económica actual “el problema ya no es el precio del fármaco, sino la dosis”. Así, cree que la organización debe entender que hay alternativas terapéuticas mucho más coste-efectivas y que no siempre lo último es lo mejor. “La innovación no está relacionada con que una cosa sea nueva o no sino con que aporte un valor añadido”, afirmó. En este sentido, en estos momentos de restricción de gasto, Poveda aseguró que “el objetivo es garantizar una cartera de servicios que sea sostenible y eliminar todo aquello que sea superfluo y que no aporte beneficio”. Para él, estamos en el momento de “hacer una valoración de la utilidad del fármaco y si es coste-efectivo para, en definitiva, obtener los mismos resultados con menores costes”. En este sentido, la presidenta del Comité Científico del encuentro, María Isabel Martín, indicó que “los profesionales tenemos que buscar aplicar nuestro conocimiento para hacer un esfuerzo adicional en eficiencia porque el momento nos lo pide y en eso estamos todos, los farmacéuticos, los médicos, las enfermeras…”. Para Martín, ahora “es el momento de buscar la creatividad, ideas, innovaciones, agudizar el ingenio para ver dónde, más allá de lo que ya estamos haciendo, que ya es mucho, podemos llegar para mejorar la rentabilidad en lo que hacemos”. El Congreso de la SEFH, que se celebró bajo el título De la farmacotecnia a la terapia individualizada. Un camino de ida y vuelta, hizo un recorrido desde la formulación magistral a la utilización de la información genética, lo que para algunas es ya el presente y futuro de la especialidad. Formulación magistral Otro punto tratado durante el congreso fue la relevancia de la formulación magistral, “la primera personalización de la terapéutica, la primera manera de preparar un medicamento justo adaptado a las necesidades de un paciente”. Los farmacéuticos destacaron que, en la actual coyuntura económica, constituye una herramienta imprescindible para gestionar los recursos por la magnitud de los ahorros que suponen la preparación en los servicios de farmacia de dosis personalizadas, de hecho estiman este ahorro en un 16,6 por ciento de ahorro en los costes de los medicamentos que se preparan. Para la presidenta del Comité Científico, “gracias a la formulación en los hospitales con dosificaciones en función de parámetros como el peso logrando aumentar la rentabilidad y el rendimiento de número de dosis que utilizamos, si esa preparación está dispersa queda un desecho que de esta manera optimizamos con estas preparaciones”. Pero es que además la formulación magistral también da solución “a las necesidades terapéuticas que la industria no está cubriendo”, defienden los profesionales y ponen como ejemplo la atención pediátrica donde los fármacos no están siempre adaptados a sus necesidades y donde debería ser el profesional quien hiciese ese trabajo. La doctora María Isabel Martín explicó gráficamente en torno a las ‘4 P’ la labor del farmacéutico hospitalario. “Participación tanto en la colaboración con los otros profesionales que atienden al paciente y con él mismo; personalización de la medicina, basada en la preparación de los medicamentos adaptados a los pacientes; prevención al evaluar los riesgos y la seguridad de los fármacos, y una acción predictiva gracias a las novedades en la utilización de biomarcadores predictivos y farmacogenética”. 6750 millones de euros Prueba de la importancia que los farmacéuticos hospitalarios han adquirido en los últimos años son las cifras que se presentaron durante el encuentro. Así, el 36 por ciento del gasto de medicamentos en España se gestiona a través de los servicios de farmacia de hospital, una cifra que se ha duplicado en los últimos diez años, y que ahora se sitúa en 6.750 millones de euros anuales. De hecho, entre el 17 y el 20 por ciento del gasto de un hospital es en medicamentos; un 20 por ciento para pacientes ingresados, un 30 para ambulatorio y el resto para uso externo. Para Poveda esta situación se debe a tres circunstancias ya que “hay un trasvase de pacientes a los que hasta ahora se les dispensaba sus fármacos en oficina de farmacia que ahora se han incorporado a los hospitales; existe una dispensación de forma continuada para un grupo de pacientes y porque también hay un factor de los nuevos fármacos que incorporan un coste muy grande”. En el congreso también se celebró la asamblea general de la SEFH donde fue reelegido José Luis Poveda como presidente de la sociedad para los próximos cuatro años. Además se entregó la medalla Joaquín Bonal, en reconocimiento a toda su trayectoria profesional, a Joaquín Girález Deiró, ex jefe de servicio de Farmacia de la Clínica Universitaria de Navarra y ex presidente de la SEFH. Igualmente, Berta Cuña, ex directora general de Farmacia de Galicia también recogió un premio de la SEFH por su trayectoria profesional y su contribución profesional. Por último, la compañía Roche también recogió una mención por su contribución a la institución y su participación en diversos programas de formación. | 2011-10-21T19:00:00+02:00 h |

La farmacogenética debe incorporarse a la cartera de servicios de todos los hospitales

Entre el 17 y el 20 por ciento del gasto de un hospital es en medicamentos

Uno de los temas que más preocupan a los farmacéuticos hospitalarios es lograr la armonización de los medicamentos que se dispensan en los hospitales de las distintas comunidades autónomas. Es una preocupación porque no todas las comunidades están posibilitando el mismo tratamiento para el mismo paciente y alertan de que hay diferencias “importantes”. Como ejemplo de esta variabilidad, los farmacéuticos recuerdan que cerca de 200 fármacos han pasado a dispensación en algunas comunidades y en otras no, aunque el decreto 9/2011 especifica claramente que será la Dirección General de Farmacia quien determine, a partir del informe de la Agencia Española del Medicamento, en qué condiciones se puede dispensar y que ésta solo es una función centralizada y estatal y no está transferida. José Luis Poveda se mostró esperanzado en que se de paso a esa armonización ya que “debe ser un pilar básico y fundamental para el acceso a todos los medicamentos en igualdad de condiciones sin distinción de lugar de residencia o de nacimiento”. El presidente de la SEFH confía en que se haga pero muestra su recelo sobre “cuánto tiempo van a tardar en conseguir esta armonización o cuál es la funcionalidad que le van a dar al CISNS”.