| viernes, 13 de noviembre de 2015 h |

Segunda votación en el Parlament, nuevo fracaso para Artur Mas. La CUP le ha vuelto a negar el apoyo. Aunque el tono ha sido distinto. La CUP ha hecho público un documento con 53 medidas que tendría que llevar a cabo un nuevo Gobierno. Se trata de un plan de choque con el gobierno anterior en el que exigen frenar los procesos de “privatización” de hospitales y aboga por paralizar los proyectos de privatización de atención primaria. Además, exigen la derogación definitiva de la instrucción 5/2015 de CatSalut, que permite la prestación de asistencia sanitaria en los centros privados del Siscat.