Informe/ Los profesionales sanitarios reclaman una transformación del sistema

br

juan pablo ramírez Madrid | viernes, 08 de marzo de 2013 h |

Los expertos sanitarios coinciden en la necesidad de una reforma urgente del Sistema Nacional de Salud (SNS). La duda radica en cómo afrontar este proceso de transformación. Algunas de estas posturas se reflejan en el informe ‘Sanidad 2020, un futuro incierto’, que ha elaborado el Círculo de la Sanidad.

Así, mientras los catedráticos Juan Manuel Cabasés y José María Martín Moreno apuestan por la introducción de mejoras sobre la base actual del sistema para garantizar la sostenibilidad del sistema; el presidente de la Federación Nacional de Clínicas Privadas, Gabriel Uguet, defiende, en cambio, una transformación absoluta con la implantación del modelo Muface y una mayor participación del sector privado. “Sólo con recortes y aumentos de los impuestos no lograremos que nuestros hijos puedan disfrutar de una sanidad gratuita y universal”, señala el especialista quien insistió en que las reflexiones publicadas en este informe las ha realizado a título personal.

La extensión del modelo Muface al SNS antes de 2020 supondría unos ahorros anuales de entre 13.000 y 16.000 millones de euros. El coste por paciente de la mutualidad es un 35 por ciento inferior que el de los hospitales públicos. El menor gasto no ha repercutido en las preferencias de los beneficiarios. La situación ha sido la contraria. Un 85 por ciento de los funcionarios se decanta por Muface. A juicio de Uguet estas cifras ponen de manifiesto el mal funcionamiento del sistema público. La confianza en hospitales y clínicas privados ha crecido en los últimos años. El desembolso de los ciudadanos en el sector privado representa un 26,4 por ciento del gasto total en sanidad, un porcentaje sólo superado por Suiza dentro de Europa.

Ante estos datos, solicita una transformación urgente similar a la que acometió Holanda hace seis años. “En España es muy complicado. No tenemos políticos capaces y con la misma valentía”, lamentó.

Mejora del sistema

Los otros dos autores de ‘Sanidad 2020, un futuro incierto’ descartan que una transformación de estas características pueda producirse en España. “Un cambio revolucionario del sistema no es factible”, explica José María Martín Moreno, catedrático de Medicina Preventiva y Salud Pública de la Universidad de Valencia y ex director general de Salud Pública del Ministerio de Sanidad.

Por su parte, Juan Manuel Cabasés, catedrático de Economía Aplicada de la Universidad de Navarra, apuesta por una serie de reformas: dotar de más poder al Consejo Interterritorial del SNS, dar mayor participación al sector privado, una estructura del SNS basada en atención primaria con una nueva organización y con capacidad para la compra de servicios, y un modelo asistencial de crónicos que sustituya al de agudos.

Los recortes sanitarios podrían comprometer el modelo expuesto por Cabasés. “En tal caso, la situación se haría difícilmente sostenible para la estructura actual del sistema sanitario público”, afirmó.

“Existe un amplio espacio de mejora al que la Unión Europea debe contribuir”, explica José María Martín Moreno. El especialista reclama una clarificación de la normativa transfronteriza sobre libertad de movimiento en la atención de pacientes, de medicamentos y dispositivos médicos. “No se trata de de imponer un modelo asistencial, sino de facilitar la movilidad de los pacientes adaptándose a los proveedores, aseguradoras e instituciones”, explica en el informe. La Unión Europea debe jugar un papel de coordinador con el establecimiento de criterios transparentes en la evaluación de tecnologías compartidos por los diferentes sistemas sanitarios, una metodología común en fijación de precios y la canalización de energía de los centros de referencia con el objetivo de abordar enfermedades raras e infrecuentes.